Una excelente jugada: Motivar a los niños a practicar a... /

2019.02.28

Por Sergio García Fuentes

Co-Autor de El Maravilloso Reino del Ajedrez para Niños

Mi mamá me llevó a la Federación Nacional de Ajedrez cuando tenía 12 años, porque yo se lo había pedido con insistencia, y desde entonces mi vida cambió para siempre. Yo solamente había visto tableros y piezas de bolsillo, razón por la que nunca voy a olvidar la fascinación que sentí al entrar a la federación y observar las piezas “gigantes”, colocadas en bonitas mesas de madera, especialmente elaboradas para jugar ajedrez. Mi encanto solamente aumentó cuando recibía mis primeras lecciones, que en ese momento eran impartidas por Carolina Mazariegos, múltiple campeona guatemalteca.

Nunca me hubiera podido imaginar, lo que personalmente me iba a servir el ajedrez. He tenido el privilegio de conocer muchos países gracias al ajedrez, fui seleccionado de Juegos Centroamericanos Escolares varios años, por lo que durante mi época colegial conocí prácticamente toda Centroamérica.  Posteriormente, y gracias al apoyo monetario de mi madre, disputé varios torneos en diversos países americanos que se ubican desde Estados Unidos, hasta Argentina. Además, ya durante mi etapa universitaria, representé a la USAC durante la XXVII Universidad de Kazán, Rusia, 2013; e ingresé a la Selección Nacional, finalizando tercero, y representé a Guatemala en la XLI Olimpiada de Ajedrez, Tromsø, Noruega, 2014. Finalmente, en el Campeonato Subzonal de Costa Rica del 2018, logré los puntos necesarios para obtener el título internacional en ajedrez de Maestro FIDE. (En la historia del ajedrez guatemalteco, solamente 20 personas hemos logrado ser Maestro(a) FIDE, o Maestro(a) Internacional).

Considero oportuno describir lo anterior, puesto que era necesario para explicar la razón por la que decidimos escribir las obras de enseñanza sobre ajedrez, con el Maestro Internacional Wilson Lorenzana. En el 2016, tuve la oportunidad de colaborar y editar la obra de mi amigo Wilson <<Manual Práctico de Ajedrez>>; mientras que, en el 2018, escribimos como coautores <<El Maravilloso Reino del Ajedrez para Niños>>, junto a su guía para maestros y padres.

Beneficios del ajedrez para los niños y niñas

El motivo principal para escribir dichas obras trascendía el mero hecho de producir más ajedrecistas nacionales; sino que se encuentra vinculado al tema de los beneficios de practicar ajedrez para los niños. El tema ha sido investigado por diversos autores que pueden ser consultados en la guía de la segunda obra que produjimos, pero en síntesis jugar ajedrez ayuda a los niños a mejorar su capacidad de: memoria, análisis, concentración, toma de decisiones, autocrítica, creatividad, control de los impulsos, autoconfianza, planificación, gestión del tiempo, y estimula la comprensión lectora.

Introducción del ajedrez al sistema escolar

El tema de la introducción del ajedrez al sistema escolar es mundial. El Parlamento Europeo aprobó por unanimidad la recomendación de que el ajedrez fuera enseñado a los escolares debido a los beneficios que otorga, y a partir de entonces la tendencia ha ido en aumento: España se sumó a la iniciativa desde el 2015, y su enseñanza del ajedrez escolar suele ser interdisciplinar vinculada con materias ya establecidas como las Matemáticas; en India y China el impulso que ha recibido el ajedrez es masivo, y recientemente se disputaron torneos con la participación de cientos de niños, por cierto, China es la vigente Campeona Olímpica de Ajedrez en ambas ramas; el actual presidente de la FIDE (“Fédération Internationale des Échecs”, por sus siglas en francés) ha asegurado que una de las prioridades de su gestión será la difusión del ajedrez escolar, además, actualmente apoya la iniciativa de la inclusión del ajedrez en los próximos Juegos Olímpicos de París 2024; finalmente, el ex Campeón Nacional Anatoly Karpov ha declarado recientemente que apoya decididamente la inclusión del ajedrez escolar en su natal Rusia.

¿Cómo funciona?

En los torneos oficiales, los ajedrecistas creamos registros escritos de nuestras partidas, puesto que por reglamento arbitral ambos jugadores deben escribir las jugadas realizadas, lo anterior, además de ser una interesante fuente histórica, es de suma utilidad para mejorar, puesto que, en los análisis posteriores, podemos darnos cuenta detalladamente de los aciertos y errores propios, y del oponente. Esta enseñanza sutil resulta provechosa no solamente para el mundillo de las 64 casillas del tablero, sino también para la vida en general. Por lo que, junto a Wilson, guardamos la esperanza de que numerosos(as) niños(as) guatemaltecos(as) puedan aprender, jugar, y obtener los beneficios del fascinante deporte-ciencia.

¿Cómo motivar a los niños a empezar a jugar?

Los expertos en la materia indican que lo primero es tener muy en cuenta la edad del niño. Los muy pequeños tienen un predominio del pensamiento intuitivo,  imaginario, por lo que les gusta observar e investigar y se basan en hechos concretos. Los más grandes ya podrán imaginar jugadas de forma abstracta, ya no necesitarán verlas concretamente en el tablero.

  • Primera etapa

Cuanto más pequeños son se les debe enseñar utilizando el cuerpo (moviéndose, por ejemplo, como lo hacen las torres, los peones, etc.)  para que vayan explorando las relaciones de número y espacio. Luego es importante el contacto con el material donde el niño realice juego libre con este nuevo material (tablero, piezas) contarle cuentos con las características del juego, etc. Si son pequeños se les puede hacer dibujar y pintar las piezas. Así se fomenta en todo momento la exploración de los objetos (formas, tamaños colores),

  • Segunda etapa

En la siguiente etapa se comienza a bosquejarles las reglas básicas: Que para jugar hacen falta dos personas; que éstas se sientan enfrentadas; que las negras van de un lado y las piezas blancas de otro; que las blancas juegan primero; que es una jugada cada uno…Más que reglas del juego son limitaciones que les permiten ubicarse. Dentro de esta etapa se comienza a trabajar la noción de tablero de forma tanto corporal como verbal, esta noción colabora con delimitación de fronteras como: adentro/afuera, lateralidad, direcciones, clasificaciones, etc.

  • Tercera etapa

Esta etapa consiste en el movimiento de las piezas, comenzando una por una, primero la torre ,luego el alfil, siguiendo con la dama (que mueve como el alfil y la torre) el caballo, el peón y por último el rey. Se deja de último al rey pues al tener más jugadas especiales marca un índice de complejidad mayor. En lo referente al valor de cada una de las piezas, hay que ir con los tiempos de los niños y detenerse lo que sea necesario para que logren asimilar la nueva pieza, cuando se enseña la siguiente no hay que olvidarse de repasar junto con ellos las anteriores.

Sergio Garcia Fuentes tiene un Profesorado en Enseñanza Media en Historia y Ciencias Sociales; es Licenciado en Historia y Maestro FIDE en Ajedrez.

El Maravilloso Reino del Ajedrez para Niños se encuentra de venta en el Fondo de Cultura Económica, o llamando a los números: 4896-6846, 4217-7556 o 5531-0965.