¿Por qué un niño necesita anteojos? /

2016.05.30

oftpediatra

Dra. Ana Lucía Asturias
asturiaslucia@gmail.com

 

Las principales razones por las que un niño puede necesitar anteojos son:

  • Proveer una mejor visión, de esa manera el niño puede desenvolverse mejor en su ambiente
  • Ayudar a enderezar los ojos cuando estos se encuentran desviados o no alineados (estrabismo)
  • Ayudar a fortalecer la visión de un ojo débil (ambliopía u ojo perezoso)

Debido a que el sistema visual del niño está en crecimiento y desarrollo, especialmente durante los primeros 5 a 6 años de vida, los anteojos pueden jugar un rol importante para asegurar el desarrollo normal de la visión.

¿Cómo se realiza la evaluación en un niño, sobre todo en la infancia o en la niñez temprana, para determinar la necesidad de anteojos?
Un oftalmólogo puede detectar la necesidad de anteojos a través de un examen ocular completo. Generalmente las pupilas se dilatan para relajar los músculos que intervienen en el enfoque con lo que se logra obtener una medición más precisa.

¿Cómo haré para que mi hijo use anteojos?
La mayoría de los niños que realmente necesitan anteojos los usarán sin problema ya que con ellos notarán la mejoría en su visión. Inicialmente, algunos niños muestran cierta resistencia al uso de anteojos, pero es necesario que los padres muestren una actitud positiva. Si el niño no coopera, el médico puede prescribir gotas para ayudar al niño a adaptarse a sus anteojos. Los niños pequeños a menudo suelen usar lentes sólo cuando están de buen humor y los rechazan cuando no lo están.

Si mi hijo usa sus anteojos, ¿se hará dependiente de ellos, o empeorará?
No, en realidad puede ser todo lo contrario. Si el niño no usa los anteojos prescriptos, el desarrollo de una visión normal puede verse seriamente afectada.