Dermatitis Seborréica /

2018.04.11

Por Dra. Maureen Barahona

 

La Dermatitis Seborréica es una enfermedad extremadamente común que produce enrojecimiento de la piel. Suele verse como una piel de apariencia rojiza, hinchada o grasosa. En ocasiones puede llegar a tener escamas blanco amarillentas en su superficie. Puede aparecen en uno o varios sitios a la vez; piel cabelluda, rostro, orejas y tórax. Se presenta como Costra láctea o como Dermatitis seborréica del adulto

La costra láctea es común en recién nacidos y bebés. Se ve como parches grasosos y amarillentos en el cuero cabelludo. Estos parches pueden tornarse gruesos y adheridos sin embargo es una enfermedad no dañina; suele ceder tras algunos meses.

Los bebés también pueden desarrollar Dermatitis Seborréica a nivel del área de contacto con el pañal y otras zonas. En el área de contacto con el pañal, suele confundirse con Dermatitis de contacto del área del pañal.
Sin importar la variante de Dermatitis Seborréica en el lactante, esta suele desaparecer de forma permanente entre los 6 – 12 meses de edad.

Ahora, en un adulto que desarrolla Dermatitis Seborréica, la condición puede sanar y volver continuamente a lo largo de la vida de la persona. Las exacerbaciones suelen ser comunes cuando el clima se torna frío y seco. Otro detonante importante suele ser el estrés. La buena noticia es que el tratamiento puede reducir los brotes y brindar alivio de los síntomas.

¿QUÉ CAUSA LA DERMATITIS SEBORRÉICA?

Aún se encuentra en investigación la causa de la Dermatitis Seborréica. Muchos factores trabajan de forma conjunta para producir la Dermatitis Seborréica. Dentro de los factores causales encontramos: levaduras que coexisten de forma natural en nuestra piel, genética, vivir en climas fríos y secos, estrés, luz / sol y el estado general de salud de la persona.

Al estudiar la Dermatitis Seborréica, los investigadores han aprendido lo siguiente:
– No es causada por mala higiene personal
– No es una alergia
– No produce daño al cuerpo

Todos podemos desarrollar en algún momento Dermatitis Seborréica, sin embargo hay algunos grupos que tienen más riesgo a padecerla. Por edad, bebés menores de tres meses y adultos entre 30 y 60 años. Según algunas condiciones médicas, VIH, rosácea, alcoholismo, epilepsia, depresión, entre otros. Y en casos de algunos tratamientos médicos, Interferón, Litio, Psoralenos.

 

Si sospechamos, lo más importante es consultar con un Dermatólogo. Esta condición de piel, puede verse de forma muy similar a Psoriasis, Eczema, Reacciones alérgicas, Dermatitis de contacto. Cada una de estas enfermedades requiere un tratamiento diferente.

Y aún cuando el tratamiento no cura la Dermatitis Seborréica, el tratamiento tiene múltiples beneficios. La medicación puede aflojar y remover la costra, prever sobre infección de la piel y reducir la hinchazón y enrojecimiento. El tipo de tratamiento que el Dermatólogo prescribe varía según la edad y sitio anatómico donde se presenta la dermatitis. En general se suelen seleccionar jabones o champús sin detergente con PH ácido (5-5.5) los cuales no producen irritación y son lo más similar a la piel, uso de medicación anticaspa y ablandadora de costra, medicación para reparar la barrera cutánea, tratamientos antiinflamatorios (según el sitio la selección de corticosteroides, inhibidores de la calcineurina, antifúngicos) y en ocasiones antihistamínicos. De forma habitual se requiere la combinación de modalidades terapéuticas y su Dermatólogo puede crear el plan terapéutico que se ajuste a su necesidad. En su mayoría los planes incluyen medicación tópica, sistémica y el cuidado de la piel.

 

 

DRA. MAUREEN BARAHONA
ESPECIALISTA EN DERMATOLOGÍA
SUBESPECIALISTA EN CIRUGÍA DERMATOLÓGICA

6. Av. 9-18 Zona 10, Edificio Sixtino 2, Ala 1 Clínica 908
derma.cirugia@gmail.com
22783132 / 22783134