Dan ganas de congelarlos, pero hay otras opciones para ... /

2015.10.01

Por Silvia García

Por favor díganme que no soy la única con un libro de recuerdos de bebé vacío.

Nunca comprendí qué podía haber sido más importante para mi mamá que llenar mi libro de recuerdos, seguramente mi hermano, solía pensar… y es hasta ahora, que el libro de mi hijo va por el mismo camino, que entiendo, que ella estaba ocupada haciendo las memorias y que no había tiempo para escribirlas. Mis respetos para quienes sí apuntan cada detalle de la vida de sus wiros, pero déjenme decirles que se necesita un don especial para eso, y tiempo, mucho tiempo.

Así que allí está el libro de mi hijo, incompleto, y sintiéndome mala madre por ello, me consuelo con otras cosas que he hecho para congelar el tiempo, tengo un molde de su manita de 11 meses y uno de su piecito de 5 meses. Tengo ultrasonidos, sus huellas de recién nacido, ropa icónica (la ropa con la que salió del hospital, la primera salida, la primera navidad…) y el primer colocho que le cortaron (está es rara para algunas personas pero yo de verdad amo esos colochos y sufrí el día que se lo cortaron). Guardo todo esto porque… CRECEN MUY RÁPIDO. Tan rápido que en un momento estoy pensando en congelarlo para que se quede de ese tamaño y al siguiente estoy disfrutando la nueva etapa de nuestra vida juntos.

¿Mi consejo? ¿Lo que haría si tuviera otro? Disciplinarme más y determinarme a llenar ese libro y GUARDAR o escribir los recuerdos muy pero muy especiales. No todo por supuesto, pues no estoy a favor de la acumulación, pero si todo lo que significó algo nuevo, como su primer diente, o a que edad caminó, o dijo su primera palabra. Francamente, no confío en mi memoria de gallina y son detalles que sé que todas tenemos miedo a olvidar. Por eso, inspirada en esta publicación, les comparto algunas ideas:

Colchitas con la ropita

Foto: Facebook Funny Bunny Baby

En lo personal, tengo toda la ropa que no quise regalar porque tenía significado, en bolsas, ocupando espacio en un closet y probablemente humedeciéndose. O hago algo con ella, o llegará en día que tenga que enfrentar tirarla. Por eso me hace mucho más sentido, convertirla en algo útil y que pueda contemplar. No parece algo tan difícil de hacer para un proyecto DIY, pero si no hay tiempo, hay alguien que lo puede hacer por ti: Funny Bunny Baby, Hand Made by Cuchi

Algo que me encantó es que si la hacen para la cama del wiro, pueden usarla para contarle las historias detrás de cada prendita.

Huellitas

Foto: Facebook Fingers and Toes

Foto: Facebook Fingers and Toes

Creo que las huellas de recién nacido son muy necesarias. Seguro que todas las tenemos. Pero, ¿Qué tal si tuviésemos una de cada mes? Harían un lindo cuadro para enmarcar una vez tengamos las 12, ya todas juntas plasman el crecimiento del que a principio del año era un bodoquito.

Otra opción (aunque más cara) es hacerlas 3D, realmente vale la pena, las mías las hicimos con mi esposo y es un buen recuerdo que tenemos de cómo arruinamos la primera mezcla y terminamos haciendo sólo una mano y un pie meses después cuando nos pasó el miedo. Y claro, también hay quien las hace profesionalmente: Fingers & Toes, The Little Shop

Mándale un E-mail.

Foto: Facebook Gmail

Foto: Facebook Gmail

Esta es una de esas ideas que cuando la escuchas, te quedas… ¿Y porque no se me ocurrió antes? Hacerle una cuenta de correo antes de que nazca y cada vez que pase algo relevante en su vida le mandas un correo con todos los detalles y UNA FOTO. Y creo que ni les tengo que decir lo que va a pasar cuando tengan edad suficiente y les entreguen el acceso a ese correo.

Fotos

Fotos: Instagram @austinkleon

Fotos: Instagram @austinkleon

Estas casi que no hay necesidad de recomendarlas (mi hijo tiene 10GB de 0 a 5 meses) pero la verdadera recomendación es hacer fotos con intención, a mi la idea me llegó tarde, pero siempre me ha encantado la idea de poner algo al lado del bebé que vaya sirviendo como marcador de crecimiento, puede ser un peluche, una mascota, etc. y es que de verdad es asombroso todo lo que crecen ese primer año. No tengas miedo en borrar aquellas que salen mal iluminadas o mal enfocadas, guarda cosas con significado, no guardes por guardar.

 

¿Ustedes tienen otra manera de guardar recuerdos? Agradecemos los comentarios! Podríamos hacer Parte II