5 consejos para trabajar desde casa y no fracasar en el... /

2020.02.17

5 consejos para trabajar desde casa y no fracasar en el intento

Cuando le cuentas a la gente que trabajas desde casa, generalmente te dicen: “Qué dichosa, seguramente te levantas a la hora que querés“, a lo que contesto: “No, me levanto a las 5 de la mañana para poder organizar las cosas de los niños y comenzar a trabajar”. Muchas personas desvalorizan el trabajo home office, porque realmente creen que no trabajas tanto como alguien que está en una oficina.

Si también eres una mamá que trabaja desde casa, ya sabes que ser freelance, organizar una casa y atener a los niños (especialmente en vacaciones) puede ser realmente todo un reto. No te pierdas los siguientes 5 consejos para organizarte mejor y tener más energía a la hora de trabajar desde casa.

Consejo #1: Organízate y tómalo en serio

Para tener éxito, es necesario que le des seriedad a lo que estás haciendo y  que te comprometas, ya que lo único que cambia es el contexto, pero tu trabajo sigue siendo muy importante. Te recomendamos que NO trabajes en pijama ni recostada en la cama, ya que esto te aleja de los resultados que esperas.

Organiza una rutina con horarios en la que empieces tu día temprano, porque si no, lo que puede pasar es que trabajarás de más y cuando termine el día te darás cuenta que… ¡ni te has bañado!

Consejo #2: Ten un espacio adecuado para trabajar

Ten un espacio adecuado para trabajar en el que te sientas cómoda. Tienes que convencer a tu cerebro de que estás trabajando, así que recrea un rincón adecuado en casa exclusivo para tus actividades laborales.

Consejo #3: Haz una rutina y define horarios

La gran ventaja de trabajar desde casa es que eres dueña de tu tiempo y de organizarlo como más te convenga, sin embargo, esto no quiere decir que no debas tener una rutina de trabajo. Al no tener una rutina establecida, puedes trabajar menos o mucho más de lo que debes para llevar una vida sana y obtener resultados.

Sin un horario, puedes ocupar más tiempo que si trabajaras en una oficina fuera, ya que puedes comenzar a postergar tus actividades por hacer otras cosas o distraerte con cosas pequeñas. Lo peor que puede pasar es ver que se terminó el día y darte cuenta de que no has hecho nada productivo.

Cuando tus hijos están en el colegio, puedes tener una rutina más estable, pero  cuando están de vacaciones puedes desequilibrarte un poco. Te aconsejamos que en cuanto te enteres cuáles serán las fechas en las que tus hijos tendrán vacaciones, comiences a organizar tu rutina laboral para atenderlos y no descuidar tanto tu trabajo.

Puedes optar por trabajar menos horas entre semana y trabajar algunas extra los días domingos o los días festivos para compartir más con ellos durante sus vacaciones.

Ver más: ¿Cómo combinar la maternidad y trabajo de una manera exitosa?

Consejo #4: Ten las herramientas necesarias en óptimo estado

Si quieres desempeñarte bien y eficazmente, tienes que tener el equipo necesario. Antes de comenzar tu trabajo Home office, asegúrate de tener una computadora veloz, con buena capacidad de almacenamiento, instala de una vez los programas necesarios y contrata un buen plan de internet que te permita trabajar rápidamente.

Con tus herramientas listas en tu lugar de trabajo, puedes trabajar de forma más fluida y evitar pérdidas de tiempo. Haz una lista y prepárate con las demás cosas que puedas necesitar: papelería, audífonos, facturas, cargadores, etc.

Consejo #5: Tómate recesos controlados

Sabemos que por ratos quisieras cerrar la computadora e ir a jugar con tus hijos o atenderlos, pero sabes que tienes que trabajar porque tienes obligaciones que cumplir y las facturas… ¡no se pagan solas! Mantener rutinas es importante, pero también tienes que aprender a ser flexible, tomar descansos y atender interrupciones o imprevistos.

Al trabajar desde casa, puedes distraerte demasiado y perder mucho tiempo o puedes terminar trabajando muchas más horas de las que deberías. Eso puede llegar a desgastarte muchísimo. Así que ya sabes, cuando hagas tu horario, toma en cuenta los recesos porque sin buenos para despejarte tanto mental como físicamente.