5 Consejos para regresar al trabajo fuera de casa amama... /

2014.12.18
Foto por: theeverydaysoiree.com

Foto por: theeverydaysoiree.com

Por: Annie Godoy Bruce

Ir a trabajar después del tiempo de maternidad es… hm,  digamos que una mezcla de ‘sentimientos encontrados’.  El primer día que fui a trabajar fuera de casa después de 3 meses de encierro, (lo digo sin culpa) tuve un sentimiento de liberación. Eso fue por los primeros dos, tal vez tres días (no las primeras 6 horas). A la semana ya extrañaba como loca a mi chiquitín.

Fue para mi una época de mucho aprendizaje en mi nuevo ser de mamá, de sentirme responsable por regresar a trabajar, comprometida con sopesar mis decisiones y prepararme en todo sentido para salir adelante con mi familia y saber que al cruzar el umbral de mi casa, todo estaría bien. Existe, creo yo, una fuerza en la maternidad que nos energiza y nos impulsa a lograr lo que a veces vemos como imposible.

Este post es para todas las mamás que regresamos a trabajar fuera del hogar luego de tener un recién nacido. Nos toparemos con retos y sentimientos nuevos. Nuestra vida se volverá una carrera a prisa sin parar en algunos momentos, pero si has escogido a la persona que cuidará de tu bebé con amor, el resto de las cosas que deberán ocuparte serán cuestión de organización, actitud mental y apoyo físico y emocional de quienes te rodean.

Aquí comparto con ustedes 5 consejos que me ayudaron a regresar a trabajar fuera de casa, es una pregunta que surge siempre en Cosas de Wiros y quería compartir mi experiencia.

1. Dejar establecida una rutina.  

Puede que los primeros dos meses ofrezcas leche materna sobre demanda de tu bebé, pero cuando regreses a trabajar habrá que dejar establecidos los horarios de siestas y de comidas. Establece cuántas onzas de leche deberán ofrecerle a tu bebé, y comunicar de la mejor forma posible cuáles son tus expectativas de crianza.

2. Comprar un buen sacaleches.

Si estás amamantando y estarás en la oficina cuando normalmente le dabas de mamar a tu baby, a esa misma hora los pechos se te van a llenar de leche.  El sacaleches en la oficina se vuelve algo indispensable para extraerte leche materna a esa misma hora, y también los protectores absorbentes para los pechos. Necesitarás además bolsitas para refrigerar esta leche que sacaste para que la persona que este cuidando a tu bebé tengan una reserva disponible.  Si tu oficina no tiene refrigerador, vimos en Amazon unas loncheritas especiales para mantener fría la leche durante unas horas.
El tablero de lactancia materna de Pinterest de Cosas de Wiros, cuenta con recursos, ideas, consejos, productos, tablas de refrigeración y almacenamiento que pueden apoyarte en esta etapa.

3. Hacer un banco de leche.

A los dos meses comienza a hacer el banco de leche para dejarle suficiente leche materna a tu bebé para cuando vayas a trabajar. Usualmente el mejor momento del día para extraerse la leche es en las mañanas, rapidito después de amamantar al bebé (siempre que estés segura de que esta satisfecho). Al extraerte la leche justo después que tu bebé lacta, le estás dando la señal a tu cuerpo de que se necesita hacer más leche.  Y aún si te extraes la leche y no sale mucho (o no sale nada), como quiera es beneficioso, ya que estas “colocándole una orden” de leche a tu cuerpo para que produzca más.  Se recomienda crear un banco de leche de alrededor de 60 onzas que sirva de reserva una vez retornes al trabajo.

4. Ir a cobrar tu IGGS.

Suena difícil y lleno de trámites. Pero en realidad tres meses de salario que te corresponden según la ley, sea cual sea tu salario, VALE LA PENA. Tus derechos laborales son irrenunciables, por lo tanto es un deber de tu empleador informarte cómo hacerlo. El IGGS te lo deposita en tu cuenta de banco y no hay que hacer gran trámite, en realidad es más fácil que de lo que suena.

5. Comprar un buen brassiere.

Deja atrás esos brassieres estirados y feos.  Los pechos cambian de forma, textura, tamaño después del embarazo y la lactancia. El sentirse fuera de forma no ayuda, así que anda y gasta en un par de buenos brassieres para sentirte segura y cómoda.  Es uno de los mejores consejos que recibí y me alegra haberlo seguido! Ayuda en el trajín.

 

elblog-annie